ventajas-viajes-incentivo-viajes-de-empresa

Viajes de incentivos y sus 10 ventajas muy efectivas para tu empresa

Los viajes de incentivo en una empresa tienen tres objetivos clave: el team building, la motivación profesional y la relajación. El primero tiene que ver con fortalecer el equipo de trabajo y mejorar la productividad, el segundo con premiar al equipo por el cumplimiento de un proyecto y el tercero con elevar las emociones agradables en el ambiente de trabajo. Este tipo de viaje es, entonces, una oportunidad perfecta para mejorar el rendimiento interno de tu empresa.

En este artículo te damos una lista de las diez ventajas principales que tienen los viajes de incentivo. Toma nota y anímate a organizar uno, ¡los trabajadores de tu empresa te lo agradecerán!

Primera ventaja: Mejoran la salud mental

Hoy en día, la estabilidad emocional de los trabajadores es un tema que preocupa a las empresas que quieren mantener un nivel óptimo de rendimiento interno o mejorarlo. Un viaje de incentivo que promueva el descanso puede ser el mejor tratamiento para cuidar de la salud mental del equipo de trabajo en tu empresa y evitar que los trabajadores sufran a manos del estrés o de la ansiedad. La idea del viaje de incentivo es que las personas que trabajan en tu empresa puedan tener una escapada y evadir por unos días las preocupaciones profesionales, para regresar con una mejor disposición al trabajo. ¡Energía renovada!

Segunda ventaja: Fortalecen los vínculos

Si bien existen personas que prefieren separar el trabajo de lo personal, no hay duda de que llevar buenas relaciones con los compañeros de trabajo y los jefes permite que la vida laboral sea más amena. Con el fin de que ir a trabajar no se convierta en una experiencia ardua para los miembros de tu empresa, proponer un viaje de incentivo puede ayudar a propiciar un mejor espíritu de equipo. Los viajes de incentivo con actividades de team building son especialmente recomendados para fomentar las habilidades sociales y colaboración entre el personal de una empresa y crear lazos en contextos sanos y positivos.

Tercera ventaja: Premian el trabajo duro

Nadie trabaja por trabajar. Pueden decirte que trabajan para poner pan sobre la mesa o porque aman lo que hacen, pero en el fondo todos los miembros de tu empresa esperan un reconocimiento más allá del dinero. El viaje de incentivo puede ser esa oportunidad para decirles, tanto con palabras como con acciones, que sus labores en pro de la empresa han sido buenas y merecen ser premiadas. En cualquier ámbito de la vida, pero más en el laboral que es tan susceptible a generar sentimientos negativos, es importante invertir en la felicidad de aquellos que ponen gran parte de su tiempo y energía en la empresa, ¿no crees?

Cuarta ventaja: Mejoran la imagen de marca

Parte de la filosofía de trabajo de tu empresa debe ser el cuidado de sus miembros, y eso debe reflejarse tanto de manera interna como externa. Si haces un esfuerzo por promover el buen ambiente en la oficina, la cooperación en los equipos de trabajo, la salud emocional de cada uno de tus trabajadores, etc., seguramente tendrás una buena reputación no solo dentro de tu empresa, sino ante tus clientes también. Un viaje de incentivo, entonces, puede ser una buena idea si quieres que tus trabajadores y tus clientes sigan depositando su confianza en ti. Recuerda: el posicionamiento de tu empresa no depende solo del marketing y la publicidad.

Quinta ventaja: Refuerzan la constancia en el trabajo

Cuando se premia el esfuerzo con algo como un viaje de incentivo, que es una actividad pensada entre otras cosas para la relajación, es seguro que las personas que trabajan para tu empresa se sentirán más receptivas hacia el trabajo y serán más constantes al momento de llevar a cabo los proyectos. El viaje de incentivo como compensación y motivación emocional es una manera de invertir en el futuro de tu empresa.

Sexta ventaja: Cuidan el factor humano

Dado que uno de los objetivos del viaje de incentivo es mejorar la comunicación y establecer lazos fuertes en contextos positivos, este sirve para promover el cuidado del recurso humano en tu empresa. Es importante reiterar la importancia de invertir en la felicidad de los miembros de tu empresa, quienes reconocerán tu esfuerzo por hacer que sus vidas laborales sean amenas y, en agradecimiento, se esforzarán también (de buena gana, por supuesto) para ver a la empresa triunfar.

Séptima ventaja: Fomentan el sentido de pertenencia

Está claro que los viajes de incentivo, y las actividades llevadas a cabo en ellos, pueden convertirse en elementos clave para hacer que tus trabajadores se sientan parte de la empresa y se esfuercen al máximo por ella. En el caso del personal antiguo, se trata de reforzar los lazos que tienen con la empresa como algo que ha sido parte de sus vidas por tanto tiempo. Por otra parte, en el caso de los trabajadores recientemente contratados un viaje de incentivo puede ser la excusa perfecta para darles una bienvenida cálida y familiar que los hará querer quedarse por tantos años como sea posible.

Octava ventaja: Permiten salir de la rutina

Un cambio de aires siempre es una buena idea para mejorar la productividad tanto de un individuo como de un equipo de trabajo. Está comprobado que, para reducir el estrés y comenzar a ver los proyectos con una nueva perspectiva o tener ideas nuevas y originales, los viajes de incentivo pueden ser el lugar indicado para comenzar. Hacer algo distinto a lo rutinario es una buena manera de relajarse y volver con las energías renovadas. De esta manera también mejorará el rendimiento de tu empresa.

Novena ventaja: Hacen posible la captación de talento

Como ya hemos mencionado, uno de los objetivos de los viajes de incentivo es precisamente conocer a las personas que trabajan para la empresa. Es importante que te acuerdes de cada miembro de tu equipo no solo por razones personales y de cortesía, sino también para determinar quiénes son esos talentos que no puedes dejar escapar. El viaje de incentivo es, además, una estrategia para retención de personal.

Décima ventaja: Ayudan a conocer los pilares de la empresa

Los viajes de incentivo sirven no solo para que los trabajadores establezcan vínculos entre ellos, sino también para que tú conozcas a tu equipo de trabajo y ellos te conozcan a ti. Una relación cercana con las figuras de autoridad puede propiciar que tus trabajadores se sientan realmente parte de la empresa, y que entiendan que detrás de esa autoridad hay también un ser humano. Esto puede ser ideal para establecer la confianza necesaria para que el ambiente en la oficina mejore.

¡Una ventaja más!: La organización de un viaje de incentivo es más fácil de lo que crees

Sabemos que eres una persona ocupada. Si te preocupa el tiempo y la energía que consume la planeación de un viaje de incentivo, ¡no temas! En Viajes Triana disponemos de un experto equipo de consultores, preparado para realizar una prestación integral en viajes de incentivo, colaborando en el diseño y desarrollo del viaje. Ofrecemos un servicio marcado por la calidad, así como asesoramiento de especialistas para que podáis disfrutar de la experiencia sin preocupaciones. ¡Contacta con nosotros y pregunta por nuestro servicio!

¡Comparte!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on print
Share on email